Menú Cerrar

Dragon Rush: The card game

En Dragon Rush: The Card Game tendrás que conseguir ser el que mejores cartas tenga para enfrentarte a tus oponentes y hacerte con el mayor número de coronas posible en cada uno de los desafíos.

La editorial Vedra Games nos trae este divertido y colorido juego, cuyo autor es José Diego Méndez y sus ilustraciones vienen de la mano de Jorge Carrero y África Mir.

Ficha

¿Cuál es su contenido?

  • 30 marcadores
  • 110 cartas:
    • 36 cartas de Dragón con Gema
    • 36 cartas de Dragón con Moneda
    • 24 cartas de Dragón con Escombro
    • 6 cartas de Dragón con Huevo
    • 1 carta de Fortuna
    • 2 cartas de Juego, en varios idiomas
    • 1 carta de Contador de Coronas
    • 4 cartas de resumen de reglas, en varios idiomas
  • Reglamento en 4 idiomas

¿De qué trata?

Mamá dragona ha tenido nuevos bebés y a los ya conocidos dragones Helluryc, Nymerac, Serpissus y Fulgor se les unen dos nuevos hermanos: Otalger y Ankalor. Todos ellos deberán luchar por ser los que más gemas consiguen para alimentarse y así para crecer y convertirse en los reyes de la caverna. Pero cuidado, porque algunas cartas pueden ser usadas para perjudicar a los oponentes y chafar así sus planes futuros.

¿Cómo se juega?

Conociendo los componentes

Cartas de dragón

En ellas podemos ver un dragón con un objeto y una bola de puntuación, en color azul, en la parte inferior. Tenemos disponibles 6 dragones, cada uno de ellos asociado a una gema y si en la carta aparecen junto a ella, esa carta tendrá un valor de energía superior.

Los objetos que aparecen junto a los dragones en las cartas pueden ser: Gemas (rubí, zafiro, esmeralda, topacio, ónice o diamante), monedas (de oro, de plata y de cobre), huevos de dragón o escombros.

Marcadores de dragón

Nos sirven para llevar la cuenta de cuántas coronas tenemos y las iremos marcando poner sobre la carta contador, que está dividida de 5 en 5. Cada corona de oro equivale a dos de plata.

Carta de fortuna

La que indica quien será el jugador inicial.

Carta de juego

Se colocará en el centro de la mesa para ser utilizada en la fase desafío.

Carta contador

Para ir viendo las gemas que tiene cada jugador y saber quién será el vendedor al llegar a 30.

Preparación del juego

Colocamos la carta de juego en el centro de la mesa y le damos la carta de fortuna al jugador más joven.

Barajamos las cartas de dragón y damos 5 a cada jugador. Se colocan junto a la carta de contador todos los marcadores de corona y el resto de cartas de dragón.

La partida

Cada ronda del juego tiene dos fases llamadas Captura y Desafío.

Fase de captura

Nuestro objetivo aquí es quedarnos con las mejores cartas posibles. Una vez las hayamos visto, tendremos que decir RUSH si continuamos la captura o DRAGON RUSH si la paramos.

Si la continuamos, descartaremos las cartas que no queramos y las dejamos en el mazo de descartes, dejando visible solo la superior, que puede hacer que se apliquen diferentes efectos según cual dejemos arriba:

  • Azufre: el próximo solo podrá descartar una carta en su siguiente turno.
  • Roca: el siguiente jugador activo no podrá decir dragon rush.
  • Cartas de huevo de dragón: Hay 6 cartas de huevo de dragón en la baraja y sirven para el juego de energía pero también en el mazo de descartes. Aquí nos permiten:
    • Robar una carta adicional: Tras consultar su nueva mano tras haber descartado, el jugador activo puede elegir entre devolver una de sus cartas arriba del mazo de dragon o descartarla.
    • Elegir al azar dos cartas de otro jugador y enviarlas al mazo de descartes, haciendo que éste robe dos cartas nuevas.

Robamos del mazo de robo de dragón tantas cartas como hayamos descartado y continúa la fase de captura en orden (hasta un máximo de 3 veces cada uno) y si alguien la interrumpe, pasamos a la siguiente fase.

Fase de desafío

Aquí cada jugador intentará ser el vencedor de cada tipo de juego, que viene indicado en la carta del centro de la mesa: gemas, energía, monedas y combo. Apostaremos coronas en cada uno de ellos.

Se empieza apostando en orden de tipología (gemas, energía, monedas y combo) y lo hará el jugador que tenga la carta de fortuna y podremos:

  • Subir la apuesta, poniendo más coronas. No se podrá subir la apuesta si otro no la ha subido.
  • Pasar.
  • Ver la apuesta, resolviendo el desafío.

Gemas: el jugador que acumule más gemas de cualquier tipo, ganará esa apuesta. Los tipos son: rubíes, esmeraldas, ónices, zafiros, topacios o diamantes.

Monedas: El que acumule más monedas de cualquiera de los tipos (cobre, plata u oro) ganará esa apuesta.

Energía: Sumando las cartas de nuestra mano, el que más puntuación alcance, ganará ese tipo de apuesta.

Combo: El que tenga mejores combinaciones de gemas o de monedas idénticas gana la apuesta. Este es el orden del valor de los combos:

Pareja < Doble pareja < Trío < Full < Dragon < Wyrm

Full es 1 trío y 1 pareja
Dragon son 4 iguales
Wyrm son 5 iguales

Si varios jugadores empatan en un combo, vencen las gemas sobre las monedas.

Fin de la partida

El primero que llegue a 30 coronas, será el ganador.

Otros modos de juego

Además del modo clásico de juego explicado anteriormente, podemos encontrar en el reglamento otros dos modos:

  • Cuenta atrás: Se juega igual que el modo clásico pero cada vez que en una ronda se vuelve a llegar al jugador que tiene la carta de fortuna, todos los jugadores deben elegir una carta de su mano y ponerla boca abajo frente a ellos. La mostrarán a la vez y no la podrán descartar durante la ronda.
  • Juego en parejas: Si se son muchos jugadores, se pueden formar parejas y jugar con el modo clásico o cuenta atrás pero vencerá la pareja que alcance antes los 60 puntos.

¿Cuál es nuestra valoración?

Estamos ante un juego de cartas que mezcla las características de los ya conocidos juegos de póquer y las apuestas.

Su colorida caja ya nos llama la atención haciendo que queramos investigar más sobre su contenido y su modo de juego. De tamaño pequeño y cartón duro, se hace manejable y muy portable haciendo de Dragon Rush: The card game un juego que nos puede acompañar a cualquier sitio.

Quizá la estética pueda parecer en principio algo infantil pero para nada, es un juego con el que disfrutan tanto niños como adultos porque tiene cierta profundidad en su modo de juego.

Contiene simplemente cartas y algún pequeño marcador redondo de cartón duro y resistente pero no necesitamos nada más para dar rienda suelta a nuestras estrategias mientras lo jugamos.

Las ilustraciones, tanto de la caja como de las cartas, son sencillas, muy coloridas y nos parece muy buena la variedad de cartas que contiene, un equilibrio perfecto entre número de dragones y objetos que sujetan.

Las instrucciones vienen en un libreto en 4 idiomas y las cartas son independientes del idioma, incluyendo varias de algunas de ellas con sus traducciones, como son las que contienen el resumen de las reglas de juego.

En cuanto a su mecánica, podemos decir que es bastante sencilla, está bien estructurada y una vez que la interiorizas, irás viendo como las partidas a este juego son muy fluídas y amenas.

Podemos ir adoptando diferentes estrategias de juego para hacernos con las mejores cartas pero durante el desarrollo del juego el azar está presente, por lo que se podrán ver truncados nuestros planes sin haberlo esperado. Nos ha gustado mucho que las cartas de la parte de arriba del mazo de descartes también tengan un posible efecto ya que eso hace que aún haya más azar y más rejugabilidad en los turnos y pueda pasar lo que nunca pensabas que iba a suceder.

Hay que ir viendo en qué momento nos puede venir bien cambiar cartas y tentar a la suerte para ver cuáles robamos y si nos vendrán mejor que las ya descartadas pero quien no arriesga no gana y durante las partidas de Dragon Rush: The Card Game lo irás viendo.

Además, se requiere una buena atención, tener una buena memoria para saber qué cartas ya han sido descartadas e ir viendo qué estrategias siguen los demás jugadores para cuando termine la fase de captura, saber cuánto deberías apostar en cada juego.

La fase de desafío puede ser en ocasiones tensa. Todos los jugadores queriendo ganar, todos apostando y subiendo apuestas hasta que ya no se puede más y se desvelan las cartas. ¡Oh! No ha podido ser, he perdido mis coronas, tendré que ver si en la siguiente fase del juego del desafío soy el jugador que más puntuación consigue y recupero mis coronas perdidas.

Queremos también resaltar los dos modos de juego diferentes que se incluyen, el de cuenta atrás y el de por parejas, lo que hace que este juego se pueda adaptar a otras situaciones si es que somos muchos jugadores o incluso como una variante nueva al modo clásico, lo que le da más rejugabilidad.

Contaros también que si tenéis el juego Dragon Rush, no hay problema en que escojáis este otro para añadirlo también a vuestra ludoteca.

Ambos comparten protagonistas, estética y temática pero para nada sus modos de juego se parecen. El otro juego es de tablero y este es de cartas en el que tenemos que obtener la mejor mano. Ambos son perfectamente compatibles y con mecánicas diferenciadas totalmente.

Para terminar, decir que Dragon Rush: The Card Game es un juego con reglas sencillas, con partidas totalmente diferentes unas de otras en las que verás que puedes adoptar unas estrategias u otras según el azar te reparta las cartas. No dudes en hacerte con él y verás que hará las delicias de todos aquellos al que se lo enseñes y os dará muy buenas partidas.

Vedra Games- Dragon Rush Juego de Cartas en Castellano (BGDRAGONCARD)
  • Dragon rush juego de cartas en castellano
  • Paqueteage Weight: 1000.0 grams
  • Paqueteage Dimensiones: 295.0 L x 85.0 H x 295.0 W (millimeters)

Última actualización el 2022-11-29 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.